Skip to Content
Loading

España

Dido, reina de Cártago, Isabel Barceló

Por Stelmarch, poeta y narradora

La anciana Imilce guía mis pasos a través del viaje de la reina Dido. Me siento en la plaza, bajo el granado, y escucho sus recuerdos, las crónicas del poeta troyano Trailo y a la misma Dido, tejiendo una historia a través de episodios que indagan en los sentimientos y razones que hay detrás de unas decisiones que no siempre son tan heroicas, pero sí necesarias. Con un suave paso, su autora, Isabel Barceló, nos va introduciendo en esa historia que pocos relatan: el aspecto humano de los grandes héroes históricos, ese aspecto que en la mayoría de obras de esta índole queda relegado a un segundo plano, cuando no ignorado. Isabel nos lo revela con toda su belleza plástica, de una forma poética y encantadora, fruto de su estilo suave y bien cuidado, haciéndonos partícipes de esa visión cálida y humana de una reina que debió luchar por mantener su ilusión y su pueblo a costa de su propio exilio y a costa, incluso, de su propia vida, y lo hace a través de Imilce, testigo de primera mano de aquellas aventuras siendo aún una niña.

 

Calificación: 
5

Sobre el origen de la Literatura

Por A.Andrés Machí, escritora y poeta

La palabra "literatura" es una palabra que quizás resulte injusta, tal como la aplicamos hoy en día, para hablar del venerable arte al que refiere, pues su comienzo y desarrollo desde sus orígenes tienen que ver más con la tradición oral, con base en la memoria y el inconsciente colectivo, que con los textos mismos plasmados en cuero, tablillas, pizarra, pergamino, piedra y/o cualquier material susceptible de impresión del que se valieron durante siglos los aguerridos amanuenses de antaño. Y es que hablar de Literatura es hablar de sentidos, del sentido del oído, del de la vista... y también del tiempo, de la huella ancestral que ha ido desarrollando la comunicación desde que las lenguas tuvieran su razón de ser, allá por aquellos días.

Decía Aristóteles: "Los sonidos vocales son símbolos de las afecciones del alma, y las letras lo son de los sonidos vocales. Y así como la escritura no es la misma para todos, tampoco los sonidos vocales son los mismos. Pero aquello de lo que estos son primariamente signos, las afecciones del alma, son las mismas para todos, y aquello de las que estas son imágenes, las cosas reales, son también las mismas"

Calificación: 
0
Distribuir contenido


by Dr. Radut